Una etnografía a pedal


Este título puede sugerir muy poco o demasiadas cosas, dependiendo de la creatividad de quienes se interesaron en leer este texto. La etnografía es una metodología de investigación, es cierto. Pero el hecho de que sea a pedal, evidentemente le quita la rigurosidad científica. O no.

 

Nos parece muy bonita la sugerencia artesanal que puede interpretarse, sobre todo en el plano de los retratos y relatos que durante el camino-proyecto iremos recogiendo, ese contenido y conocimiento que iremos construyendo. Si bien manejamos fechas de las etapas más importantes de nuestros recorridos, ya comenzamos la preparación y estamos haciendo tramos de menos días a lugares muy lindos de nuestro país.

 

Se trata entonces, de ir hilando tramos, historias e imágenes, sin detenernos pero moviéndonos muy despacio, a un promedio de 20 km por día. En bicicleta, como medio y transporte, comenzando por Uruguay para seguir hacia Argentina y Chile, en un primer momento. Durante este trayecto iremos planificando cómo y por dónde continuar.

 

¿En bicicleta?

 

La velocidad viajando en bicicleta permite experimentar las posibilidades de una etnografía en movimiento. Si bien esta herramienta de investigación se caracteriza por el modo de intercambio del investigador con su "objeto" de estudio, siendo en el propio entorno y de modo estático, pretendemos movernos muy despacio recogiendo historias, imágenes e intercambios a ritmo pedal, constituyendo una etnografía dinámica.

 

Entonces, esta etnografía consta de recolectar discursos e imágenes, músicas y palabras que den cuenta de cómo son las formas que tenemos de relacionarnos entre nosotros, con el territorio, el agua y el cielo.

 

Una característica que nos va a acompañar y nos va a ayudar en este viaje es el modo de transportarnos, por lo que pretendemos aprovechar lo vistoso y llamativo de unas lindas alforjas para conocer personas e interactuar con la comunidad.

 

Nos enorgullece saber que hoy en día la bicicleta juega un papel muy trascendente en todas las ciudades del mundo y se ha vuelto un modelo instituyente de movilidad. A su vez conciliamos con la idea de que constituya una alternativa a la movilidad en la ciudad, ante la creciente contaminación y la tendencia al sedentarismo y sus consecuencias en la calidad de vida. Es por esto también, que intentaremos promover su uso a través de este proyecto.

 

 

Teniendo en cuenta que no nos parece para nada descabellado viajar en bicicleta haciendo muchos kilómetros, nos seduce la idea de que las personas la utilicen como herramienta re-creativa más allá de los límites del parque o la rambla. La bicicleta ofrece autonomía económica y mientras viajás te ejercitás. Podríamos también pensar en los beneficios que tiene este modo de turismo sustentable: ambientales e individuales. En este último nivel es evidente el aporte y estimulación de la sensación de bienestar y autonomía. Se podría decir que produce múltiples efectos benéficos a nivel subjetivo. 

Rambla en Parque del Plata, Canelones | Uruguay
Rambla en Parque del Plata, Canelones | Uruguay

Itinerario rodante - Arrancamos por Casa

Las rutas, el camino:

Uruguay ofrece muchas ventajas si pensamos en recorrerlo en bicicleta, el clima es bastante regular, el terreno levemente ondulado, existen muchos sitios donde acampar gratis o con muy bajo costo y hay muchas personas dispuestas a echar una mano.

 

Este verano recorrimos la zona este del país, entre Aguas Dulces y Barra de Chuy. En mayo haremos los caminos rurales de los departamentos de Maldonado, Lavalleja, Rocha, Treinta y Tres, Florida y Canelones. En el segundo tramo (enero, 2018) uniremos los departamentos de San José, Colonia, Soriano, Flores, Durazno, Tacuarembó, Cerro Largo, Rivera, nuevamente Tacuarembó, Río Negro, Paysandú, Salto y Artigas.

 

La segunda etapa de este viaje tiene a Argentina como objetivo, ya en este país seguiremos hacia el norte, hasta las Cataratas del Iguazú. Desde allí, continuaremos recorriendo el norte del mismo país, para ir al sur hasta Mendoza. Atravesaremos la Cordillera de los Andes hacia Chile y continuaremos hacia Tierra del Fuego. 

 

Si bien Uruguay, Argentina y Chile forman parte de la primera etapa, nos proponemos conocer las diferentes formas de vida que conviven en América Latina recorriendo todos sus países en bicicleta, recolectando relatos, imágenes, experiencias y todas aquellas formas que evidencian costumbres, imaginarios, ideales, humor, sabor y olor, componiendo el paisaje aparentemente estático. Intentaremos retratar a través de palabras e imágenes la relación de las personas con su entorno natural y su paisaje cotidiano.

Un proyecto Autosustentable (y de bajo presupuesto)

Camping de la laguna de los cuervos | Lavalleja, Uruguay
Camping de la laguna de los cuervos | Lavalleja, Uruguay

Algunos cómo

Para financiar este emprendimiento, hemos tenido varias cosas en cuenta y tenemos algunas ideas. Primero que nada, consideramos lo que sabemos o podemos aprender a hacer para financiar nuestro día a día, básicamente la alimentación ya que no gastaremos en transporte y nos alojaremos en carpa. Quizás en el camino surjan oportunidades de trabajar o realizar voluntariado, cocinando, construyendo, ordenando, experimentando con artesanías o una actividad más precisamente relacionada con nuestra formación universitaria.

 

Nuestras estrategia se centra en el ahorro, trabajo para costear el día a día y una campaña que lanzaremos en la plataforma Ideame de crowdfunding, además de un evento de difusión y venta de todos aquellos artículos que no necesitamos y ni siquiera pensamos conservar en Montevideo.

 

Esperamos contar con el patrocinio de instituciones para jerarquizar y difundir el proyecto y quizás con el apoyo de empresas que encuentren representados sus principios y confíen en nuestro proyecto. También, llevaremos placas adhesivas, stickers, pins, postales y otros elementos que además de ayudarnos en la difusión del proyecto hagan que quienes lo deseen formen parte del mismo.